Quentin Tarantino podría convertir a Érase una vez en Hollywood en una miniserie de Netflix

onceuponatimeinhollywood

Desde el debut del film Érase una vez en Hollywood de Quentin Tarantino, se ha especulado acerca de que podría lanzarse una versión extendida de la película, ya que a pesar de que la duración de la película es de dos horas y 40 minutos, al parecer quedaron valiosas horas rodadas que no pudieron ver luz. 

Nuevos rumores se suman tras las declaraciones de la estrella de Érase una vez, Brad Pitt, quien confirmó al New York Times que podríamos ver “lo que quedaba en el piso de la sala de corte”, ya que Tarantino está considerando reempaquetar la película como una miniserie. “Es una idea bastante excitante” comentó Pitt.

A principios de este año, Tarantino relanzó su película del 2015 The Hateful Eight como una miniserie de cuatro episodios para Netflix, en la que incluía imágenes nunca antes vistas. 

El primer corte de la película de Tarantino llegó a las cuatro horas y 20 minutos, lo que definitivamente es lo suficientemente largo para una miniserie. El actor de Charles Manson, Damon Herriman, le dijo a Esquire que filmó otra escena para la película. Burt Reynolds, de James Marsden, fue excluido de la película por completo, y el productor David Heyman le dijo a IndieWire que la actriz infantil Julia Butters tenía una escena cortada que, de haber sido incluida en la película, la habría puesto en la contienda por un Oscar. Y según Buchanan, Tarantino puede tener algunas promesas que cumplir.

Deja tu comentario desde Facebook