Este artículo fue publicado originalmente en este website.

Don Shirley (1927-2013), el pianista y compositor que inspiró la película Green Book, fue un músico excepcional e imposible de categorizar, quizá como un intérprete de formación clásica que ejecutaba standards de jazz como si los hubiese compuesto otro maestro de siglos anteriores, pero casi siempre recuerdan estudios de Chopin, excepto cuando tocaba como Dave Brubeck. En este, su primer registro discográfico (1955), se desempeña como solista en la mayoría de las piezas, y en otras le acompaña el bajista Richard Davis. El disco le permitió expresarse en su auténtico estilo que en ocasiones deriva al barroco, a Debussy, al jazz, en una improvisación inventiva y frenética que no tiene paralelo. Una puerta discreta a un mundo intenso, magistral e injustamente ignorado.

‘Don Shirley. Tonal Expressions’. Cadence. Nro. de serie CLP 1001.

Deja tu comentario desde Facebook