Durante este viernes, Europa soportó la última jornada de temperaturas extremas de una ola de calor que ha generado registros históricos en los países y dos fallecidos.

En Bélgica, las altas temperaturas se han cobrado este sábado a su primera víctima, una mujer de 66 años de edad que murió mientras tomaba el sol en la región costera de Middelkerke, en Bélgica.

Asimismo, en Granada, en el sur de España, un hombre de 85 años falleció este viernes debido a un golpe de calor luego de una exposición prolongada al sol luego de dar un paseo.

Italia vivió este sábado su pico más alto de calor, con catorce ciudades del norte y centro del país con temperaturas próximas a los 40 °C.

Sin embargo, se prevé que la situación cambie en las próximas horas con la entrada de un frente frío procedente del Atlántico que dará un alivio y bajará los mercurios en la península, pero que causará frecuentes temporales y lluvias.

Deja tu comentario desde Facebook