Después de la llegada de Kawhi Leonard a Los Ángeles Clippers y de la confirmación de que Kevin Durant abandonó a los Golden State Warriors para irse al otro lado del país y ponerse la camiseta de los Brooklyn Nets, el mercado de fichajes de la NBA dio otro cimbronazo con el arribo de Russell Westbrook a los Houston Rockets de James Harden.

Según Adrian Wojnarowski, periodista de ESPN especializado en la mejor liga de básquet del mundo, Westbrook se suma a Houston a cambio de Chris Paul y selecciones de primera ronda en 2024 y 2026, además de tener la chance de cambiar el orden de las selecciones de primera ronda en 2021 y 2025.

Desde hace varios años, Westbrook se ha convertido en una superestrella de la NBA. Fue elegido como el Jugador Más Valioso en la temporada 2016/2017, después de convertirse en el segundo jugador en la historia que promedió un triple doble en la temporada regular con 31,6 puntos, 10,7 rebotes y 10,4 asistencias en los 81 partidos que disputó. Además, se consagró como el máximo anotador de la liga, fue el tercero que más asistencias repartió y el décimo máximo reboteador.

Ese mismo año, el ex número 0 del Thunder acumuló 42 partidos logrando dobles dígitos en puntos, rebotes y asistencias, quebrando un récord que ostentó el legendario Oscar Robertson durante 45 años. En los playoffs de la 16/17 también promedió un triple doble con 37,4 puntos, 10.8 asistencias y más de 11 rebotes por juego.

“Ellos querían jugar juntos”, le dijo Tilman Fertitta, dueño de los Houston Rockets, a la cadena norteamericana Fox 26. Ellos son Harden y Westbrook, que después de haber compartido tres temporadas en Oklahoma City volverán a jugar juntos en Houston de la mano de Mike D’Antoni, el entrenador de los Rockets. En la campaña 2009/2010 fueron 8° en la Conferencia Oeste, perdiendo en la primera ronda ante Los Ángeles Lakers de Kobe Bryant, campeones de la NBA. Un año más tarde alcanzaron la final de la conferencia -perdieron ante los Dallas Mavericks- y en la 2011/2012 fueron finalistas de la NBA junto a Kevin Durant, pero cayeron 4-1 ante el Miami Heat de Lebron James.

A pesar de conseguir a una de las grandes estrellas de la NBA, los Rockets deberán luchar para ser contendientes al campeonato. Si bien la figura de James Harden elevó las posibilidades del equipo por haber sido el más valioso de la temporada pasada y candidato en esta última luego de haber sido el máximo goleador de la liga con 36,1 puntos de promedio, un registro que sólo se acerca a lo que logró Michael Jordan en la temporada 86/87 (37,1), Houston deberá enfrentarse al nuevo potencial que surgió con otros traspasos.

Los Lakers, con James y Anthony Davis, sumado a los Clippers, de Leonard y Paul George, serán grandes candidatos a luchar por ser finalistas de la NBA. Los Denver Nuggets, que vienen de hacer la mejor temporada que se recuerde en años, volverán a ser protagonistas, al igual que Portland, Utah y Golden State, que a pesar de haber perdido a Durant incorporó a D’Angelo Russell, un base con presente y mejor futuro.

La conferencia del Oeste ya era explosiva. Ahora, con este nuevo mapa, gracias a la llegada de Westbrook a los Rockets para juntarse con su viejo amigo Harden, lo será mucho más.

Deja tu comentario desde Facebook