Universidad de Miami lidera un ensayo innovador con células madre para tratar el COVID-19

COVID-19
Foto: Sistema de Salud de la Universidad de Miami.

Investigadores de la Facultad de Medicina Miller de la Universidad de Miami realizaron un ensayo controlado, único e innovador que muestra que las infusiones de células madre mesenquimales derivadas del cordón umbilical reducen el riesgo de muerte y aceleran el tiempo de recuperación de los pacientes con COVID-19 en estado crítico.

El autor principal del estudio es el Dr. Camillo Ricordi, director del Instituto de Investigación de la Diabetes (DRI) y el Centro de Trasplante Celular de la Facultad de Medicina Miller de la Universidad de Miami, quien considera viable tratar el COVID-19 con células madre.

Una publicación de la revista STEM CELLS Translational Medicine describe que 24 pacientes hospitalizados en el Jackson Memorial Hospital con COVID-19 desarrollaron un síndrome de dificultad respiratoria aguda grave y cada uno recibió dos infusiones administradas de células madre o placebo.

«Se administraron dos infusiones de 100 millones de células madre en tres días, para un total de 200 millones de células en cada sujeto del grupo de tratamiento», dijo el Dr. Ricordi.

La supervivencia del paciente al mes fue del 91%. Entre los pacientes menores de 85 años, el 100% de los tratados con células madre mesenquimales, sobrevivieron.

Los investigadores encontraron que el tratamiento es seguro, sin eventos adversos graves relacionados tras el suministro de la infusión.

El Dr. Ricordi y sus colegas también encontraron que el tiempo de recuperación de los pacientes fue más rápido. Más de la mitad de los personas tratadas con infusiones de células madre mesenquimales se recuperaron y regresaron a casa dos semanas después del último tratamiento. Más del 80% del grupo de en estudio se recuperó en el día 30.

«El cordón umbilical contiene células madre progenitoras, o células madre mesenquimales, que pueden expandirse y proporcionar dosis terapéuticas para más de 10.000 pacientes a partir de un solo cordón umbilical. Es un recurso único de células que están bajo investigación para su posible uso en aplicaciones de terapia celular», explicó el Dr. Camillo Ricordi.

Según la citada revista, las células mesenquimales no solo ayudan a corregir las respuestas inmunes e inflamatorias que salen mal, sino que también tienen actividad antimicrobiana y se ha demostrado que promueven la regeneración de tejidos.

Cuando se administra por vía intravenosa, las células madre mesenquimales migran naturalmente a los pulmones. Ahí es donde se necesita terapia en pacientes con COVID-19 que tienen síndrome de dificultad respiratoria aguda, una complicación peligrosa asociada con inflamación severa y acumulación de líquido en los pulmones.

El siguiente paso consiste en estudiar el uso de las células madre en pacientes con COVID-19 que aún no se encuentran en estado crítico, pero que corren el riesgo de tener que ser intubados, para determinar si las infusiones previenen la progresión de la enfermedad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.