Baker: Altuve dará la cara en su momento

Con el venezolano José Altuve cerrando la que será su peor temporada en el plato en cualquier nivel del béisbol profesional, el manager de los Astros, Dusty Baker, se mantiene firme apoyando a su segunda base y sin perder la esperanza de que Altuve les dé la vuelta a las cosas durante la postemporada.

“Es José Altuve”, dijo Baker. “Siempre ha estado a la altura de las circunstancias. La ley de las probabilidades está de su lado”, señala el reporte de Brian McTaggart de MLB.com.

Altuve, tres veces campeón bate de la Liga Americana y Jugador Más Valioso del Joven Circuito en el 2017, llegó al jueves con una línea de .215/.280/.311, tres jonrones y 14 carreras empujadas en 193 visitas al plato. Baker afirmó que no tenía intenciones de bajar más a Altuve en el lineup, como hizo en un par de partidos esta campaña, ni siquiera por tratarse de la postemporada.

“Ya hice eso este año y no lo ayudó”, dijo Baker. “Lo que lo ayudó fue regresar a su puesto (en el segundo turno). Ha dado algunos batazos con fuerza esta última semana. Está haciendo contacto. Estoy pensando más en términos de que va a estar a la altura del momento. Siempre ha sido alguien de juegos grandes. Llegas a la postemporada y vuelves a empezar tu campaña”.

Altuve le está haciendo swing al 35.5% de los pitcheos que ha visto fuera de la zona de strike, más que el año pasado (30%), de acuerdo con Statcast, mientras que su tasa de contacto ante esos pitcheos (65.7%) ha empeorado con respecto al 2019 (68.6%). Su tasa de ponches es de 19.7%, significativamente más alta que la del año pasado (15%). Altuve ha estado entre los jugadores que menos abanican la brisa en los últimos cuatro años.

Troy Snitker, coach de bateo de los Astros, afirmó que los problemas de Altuve “son asuntos de dirección”, y algunas inconsistencias en un swing que pueden marcar una gran diferencia.

“Ahora mismo, veo a un José Altuve que siente que va en ascenso”, dijo Snitker. “Sé que se siente con confianza ahora mismo. Siente que va a terminar la temporada fuerte, que nos va a cargar en los playoffs y en lo que queda del año y la recta final.

“He visto muchos más swings consistentes, incluso (esta semana). Está haciendo swings de calidad y pegándoles duro a algunas bolas. No le falta mucho. Los swings son cada vez mejores y más peligrosos. Definitivamente, viene mejorando”.

Altuve tiene un exitoso historial en postemporada, instancia en la que batea .290/.345/.527 con 13 cuadrangulares y 29 impulsadas en 50 partidos, pero nunca ha llegado a octubre pasando por un momento tan malo. Pero Altuve no está solo. La ofensiva de los Astros no ha sido ni la sombra del año pasado, cuando el equipo estableció un nuevo récord de slugging colectivo en las Grandes Ligas.

Claro, los Astros no han contado con el cubano Yordan Álvarez, Novato del Año de la Americana en el 2019. Pero los baches de Altuve, Alex Bregman George Springer, el cubano Yuli Gurriel y Josh Reddick le han quitado trueno al lineup.

“Ha sido un poco difícil que todos estén en ritmo al mismo tiempo”, dijo Snitker. “Algunos vienen batallando con algunas cosas, sea sus swings, fatiga, días libres, inconsistencias. En una temporada tan corta, no hay suficientes juegos para encontrar el paso y mantenerte ahí. Algunas veces, los bateadores necesitan tiempo”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.