Barcelona emite comunicado en el que asegura que no hay «corrupción» en el club

El Fútbol Club Barcelona emitió este viernes un comunicado en el que “niega categóricamente cualquier acción susceptible de ser calificada de corrupción, y, por tanto, se reserva la interposición de las acciones penales que puedan corresponder”.

De este modo responde a las acusaciones del exvicepresidente, Emili Rousaud, quien dijo que “si los auditores nos dicen que el coste de estos servicios es de 100.000 euros y hemos pagado un millón, es que alguien ha metido la mano en la caja. No tengo pruebas y no puedo decir quién».

En total, seis directivos del club blaugrana dimitieron en medio del escándalo. En una carta enviada al resto de la directiva exponen su “desencanto por el desafortunado episodio de las redes sociales, conocido como ‘Barçagate’, del cual fuimos conocedores a través de la prensa».

La acusación del ‘Barçagate’ va relacionada con la labor de la empresa I3Ventures para supuestamente influir en las redes sociales desprestigiando a oponentes de la junta y mejorando su imagen.

“El análisis de los servicios de monitorización de las redes sociales está siendo objeto de una amplia auditoría independiente a cargo de PriceWaterhouseCoopers (PWC), que todavía está en curso y, por tanto, sin ningún tipo de conclusiones, habiendo facilitado el Club toda la información y medios que PWC ha ido solicitando desde el inicio del proceso”, señala el comunicado oficial del club sobre el tema.

El texto agrega que “las dimisiones de miembros de la Junta Directiva anunciadas en las últimas horas se han producido a raíz de la remodelación de la Junta impulsada por el presidente Josep Maria Bartomeu esta semana, y que será completada en los próximos días”.

Los directivos que abandonaron sus cargos recomendaron en su carta «que tan pronto como las circunstancias lo permitan convocar unas nuevas elecciones que permitan, con toda la ‘autoritas’, gestionar el club de la mejor manera posible ante los importantes retos del futuro más inmediato».

Rousaud parecía ser el favorito de Bartomeu para sustituirlo en los próximos comicios que estaban previstos entre el 15 de marzo y el 15 de junio de 2021, pero tras el ‘Barçagate’ surgieron voces que pedían anticiparlas y la marcha del actual presidente. Pero el coronavirus y su persistencia parece que mantendrán a Bartomeu hasta el final de su mandato.

Deja un comentario