Danry Vásquez: El enfoque y la madurez ha sido la clave de mi éxito

Uno de los outs más difíciles de la liga en las últimas temporadas ha sido el de Danry Vásquez. La disciplina que ha mostrado en el home, conjuntamente con su alta capacidad para tener contacto con la bola, lo ha convertido en un bateador de cuidado en el circuito.

Todo éxito tiene una razón de ser, y en el caso de Vásquez, sus buenas actuaciones tienen que ver con la preparación mental que tiene cuando va camino al plato a tomar un turno. Por lo que, de acuerdo a su propio análisis, la concentración ha sido fundamental en ese aspecto de su juego.

“El enfoque ha sido lo más importante y la madurez”, consideró el mirandino, que terminó la ronda regular con el segundo mejor promedio ofensivo (.414), amén de terminar la zafra con el más alto porcentaje de embasado (.545), de slugging (.678) y de OPS (1.223). “Le he dado mucho hincapié a eso, cada vez que salgo, lo hago enfocado en cada turno. Esa ha sido la clave en la mayoría de mi éxito dentro del terreno”, apuntó, según relata Hugo Guerrero de LVBP.com.

Desde sus años de prospecto, Vásquez fue considerado un bateador explosivo, con un swing compacto y se proyectaba como un sólido leñador, lo que causó que los Tigres de Detroit le dieran 1,2 millones de dólares en 2010, la cifra más alta de esa organización en el país en aquel momento.

Sin embargo, su explosión ofensiva en la LVBP se ha dado más acentuadamente en las últimas dos campañas. Zafras en las que, de hecho, ha sido considerado para los premios al Jugador Más Valioso y Regreso del Año, mostrando una gran producción ofensiva y capacidad para embasarse.

Entre la 2019-2020 y la 2020-2021, suma 86 hits en 223 turnos, lo que resulta en un average de .386. No obstante, en ese lapso no se ha limitado a solo pegar imparables, también ha mostrado poder y su mayor contribución de carreras ha sido en estos años, acumulando 10 batazos de vuelta entera y 52 fletadas, registrando 28 en esta campaña, cifra tope para él en Venezuela.

“He madurado mucho en todos los sentidos, lo que me ha ayudado también a mi desempeño en el juego”, reflexionó el aún joven pelotero, que, tras dos intentos frustrados por adjudicarse algún galardón en la liga, prefiere obviar esos pensamientos. “Realmente no le doy mente a eso, creo que he tenido dos años bastante buenos. El año pasado estaba para el ‘Regreso del Año’ y no estuve ni cerca de ganarlo, estuve nominado para el Más Valioso y tampoco estuve cerca” reconoció entre risas el jardinero, que, en ambos casos, terminó segundo y tercero, respectivamente, de aquellas votaciones.

“Este año me fue mucho mejor que el año pasado, pero tampoco creo que le esté tomando mucha importancia”, expresó el bateador zurdo, horas antes de conocerse la elección del premio Víctor Davalillo al pelotero más destacado de la zafra para Hernán Pérez, escrutinios en los que Vásquez recibió tres votos para el primer lugar. “Lo importante es que ayudé a mi equipo, aunque con los Tiburones no logramos llegar a la clasificación. Creo que lo primordial es jugar la pelota duro”, apuntó.

Ahora en Semifinales vistiendo el uniforme de los Navegantes del Magallanes, equipo que lo seleccionó en el Draft de Adiciones, el guardabosque, de 26 años de edad, siguió contagiado de su alto promedio ofensivo de la ronda regular, dando al menos un hit en los cuatro encuentros disputados hasta ahora en dicha instancia, con average de .438, tres dobles, cuatro empujadas y un porcentaje de embasado de .471.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.