Homenaje a Johan Cruyff

cruyff

Rinus Michels comentó una vez que su discípulo más aventajado era “un hombre de Marte”. No se equivocaba con Johan Cruyff.

Johan Cruyff realizó, y más tarde dirigió, acciones más propias de otro mundo dentro de la cancha, y un planetoide del sistema solar se llama Cruyff en su honor. FIFA.com rinde homenaje a un hombre que revolucionó el fútbol en el quinto aniversario de su fallecimiento.

“Cruyff es la persona más influyente de la historia del fútbol”, dijo el escritor Dietrich Schulze-Marmeling. Haz clic en el siguiente enlace para leer algunos de los mejores homenajes brindados al neerlandés, por parte de figuras como Rinus Michels, Pelé, Carlos Alberto, Franz Beckenbauer, Gary Lineker, Marco van Basten, Pep Guardiola y Xavi.

Lee también: Deportivo Táchira presentó Proyecto de Formación Deportiva al Comité Regularizador FIFA-FVF

Cuando un colegial llega por primera vez a un equipo de fútbol profesional, siempre se hace más pequeño. Pero ese no fue el caso de “Jupie”.

Ya conocía a las estrellas que de la noche a la mañana se habían convertido en compañeros suyos. Al fin y al cabo, su padrastro era encargado del césped del Ajax, mientras que su madre trabajaba como limpiadora de los vestuarios.

“Era delgadísimo”, recordaría Piet Keizer, “pero desde el primer día gritaba órdenes, le indicaba a la gente dónde debía ir. No se intimidaba lo más mínimo. Ya a esa edad veía el juego mucho más rápido que todos los demás”.

Cruyff y el número 14

Por un capricho del destino, Cruyff se convirtió en sinónimo de su número característico, el 14. Durante sus seis primeras temporadas en el Ajax había lucido principalmente el 9, pero en 1970, antes de un partido importantísimo contra el PSV, Gerrie Muhren no encontraba su dorsal número 7 en el vestuario.

Cruyff le dio a su compañero el 9 y tomó la camiseta que más tenía a mano de la cesta de repuestos, que era el 14. Más tarde recordó: “Le dije: ‘Gerrie, con el PSV ha ido muy bien. A partir de ahora vamos a seguir con estos dorsales”.

Cruyff empezó así a inmortalizar la camiseta y, cuando supo que la Federación Neerlandesa de Fútbol iba a asignarle el 1 para la Copa Mundial de la FIFA Alemania 1974™ —los Países Bajos habían optado por una numeración alfabética—, cuestionó esa decisión, insistiendo en que quería el 14, y se mantuvo en sus trece hasta que le hicieron caso.

Jugadores de la talla de David Ginola, a quien Cruyff quiso fichar para el Barcelona, Thierry Henry y Claudio Pizarro han lucido meritoriamente el número 14 en homenaje al que había sido su padrino.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.