Sevilla logra un trabajado pase a semis de la UEFA Europa League

El Sevilla se medirá al United en las semifinales de la UEFA Europa League. El conjunto andaluz sufrió mucho, pero un gol de Lucas Ocampos en el 88′ le mete entre los cuatro mejores de la competición al ganar 1-0 al Wolverhampton.

Hay una máxima en el fútbol que dice que si algo funciona, no hay que tocarlo mucho. Y eso hizo Julen Lopetegui, que optó por el mismo once inicial que ante la Roma. El conjunto inglés, por su parte, reservó a Diogo Jota, máximo goleador del equipo en la competición europea.

El partido comenzó con los Wolves mandando, y en la primera ocasión en la que el potentísimo Adama Traoré pudo correr, Diego Carlos solo pudo pararle con una falta dentro del área. Pero Bono adivinó el lanzamiento de Raúl Jiménez y evitó el primer tanto del encuentro en el 13’.

A partir de ahí, el Sevilla comenzó a crecer poco a poco. Banega cada vez intervenía más en el juego, y eso siempre es una buena señal para el conjunto andaluz. Aun así, Rui Patrício, meta del equipo inglés, no sufrió en exceso en el primer acto, y con el 0-0 inicial se llegó al descanso.

El conjunto inglés fue quedándose sin gasolina a medida que avanzaba el choque, y eso le permitió al Sevilla controlar el juego en el segundo acto. Las llegadas no eran muy claras, pero eran más frecuentes que en los primeros 45 minutos. Suso y Banega inclinaban el campo hacia la portería inglesa, los Wolves se dedicaban a defender. En el 78’, Rui Patrício se estiró para evitar el gol de Banega en un lanzamiento de falta desde la frontal. Nada pudo hacer el meta luso para evitar el gol de Ocampos en el 88′ tras un centro desde la derecha de Banega.

El Sevilla se enfrentará al Manchester United en las semifinales el domingo en Colonia, con la final en el mismo lugar cinco días después.

Los ucranianos brillan en cuartos

El Shakhtar fue superior al Basilea, desde el primer minuto hasta el final, en un encuentro en el que el conjunto ucraniano demostró que es un firme aspirante al título al golear 4-1.

Gelsenkirchen albergaba un encuentro con dos equipos con estilos claramente diferenciados. El Shakhtar, cargado de talento, se enfrentaba al Basilea, un bloque muy compacto que no había recibido goles en las fases eliminatorias de la competición.

Cuando no había hecho más que comenzar la primera parte, el Shakhtar se adelantó a la salida de un córner botado por Marlos y rematado por Júnior Moraes. A partir de entonces, el dominio fue claro por parte del conjunto ucraniano, rápido, con frescura y con mucho, mucho talento.

Los pupilos de Luís Castro se hicieron con la posesión del esférico y poco a poco llegaron más ocasiones. Fue Taison el que firmó el segundo, tras otra asistencia de Marlos. Siguió apretando el Shakhtar, que llegó a gustarse en muchos momentos y pudo irse al descanso con un par de goles más, pero Nikolić y la madera lo evitaron.

En la segunda parte, el club ucraniano no se mostró tan decidido a atacar. El encuentro bajó el ritmo y el Basilea se encontraba una y otra vez con un Shakhtar muy bien plantado atrás, liderado por Stepanenko. Parecía que los suizos trataban de reaccionar y a punto estuvo Cabral de sorprender a Pyatov, pero todo fue un espejismo.

Taison hizo de las suyas y provocó un penalti, que Allan materializó con solvencia. Dodô se encargó de firmar el cuarto y, cuando el Shakhtar ya esperaba el pitido final, Van Wolfswinkel hizo el gol del honor para el Basilea. Partido perfecto de los de Luís Castro que estarán en semifinales y plantarán batalla al Inter.

El Shakhtar se enfrentará en semifinales al Inter de Milán el lunes 17 de agosto en Dusseldorf. La final será en Colonia cinco días después.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.