Biden anunció plan de recuperación y ayuda por $1.9 billones

Biden
Foto: AP

El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, presentó un plan de estímulo para la economía estadounidense por 1,9 billones de dólares, que quiere votar de inmediato en el Congreso y que incluye pagos directos de 1.400 dólares para familias, que completarían los $2.000 que el Senado no quiso aprobar, dijeron dos altos responsables.

Biden pidió al Congreso una acción rápida sobre su amplio paquete, que incluirá pasos para acelerar la producción y distribución de vacunas, además de los 1.400 dólares adicionales en pagos directos a individuos, ayudas a los gobiernos estatales y locales y una ampliación de las ayudas a las familias con hijos. También extendería un impulso temporal en los subsidios por desempleo y una moratoria en los desalojos y las ejecuciones hipotecarias hasta septiembre, reseñó Diario Las Américas.

“Es una emergencia nacional y debemos tratarla como tal”, dijo un alto funcionario de Biden. «El presidente electo tiene un plan integral que pondrá todo el peso y los recursos del gobierno federal en la gestión de la crisis».

Bajo el título de “American Rescue Plan” (Plan de Rescate Estadounidense), la propuesta cumpliría con el objetivo de Biden de haber aplicado 100 millones de vacunas para el 100mo día de su gobierno, al tiempo que lograría avances para alcanzar su meta de reabrir la mayoría de las escuelas para la primavera. En forma paralela, prevé entregar otra ronda de ayuda para estabilizar la economía mientras las autoridades de salud pública tratan de controlar la pandemia, según el plan.

“Sé que lo que acabo de describir no es barato, pero simplemente no podemos darnos el lujo de no hacer lo que estoy proponiendo”, dijo Biden en un discurso a la nación. “Si ahora invertimos de manera audaz, inteligente y con un enfoque inquebrantable en los trabajadores y las familias estadounidenses, fortaleceremos nuestra economía, disminuiremos la desigualdad y pondremos las finanzas a largo plazo de nuestra nación en el camino más sostenible”, acotó.

Aumento de salario

Uno de los objetivos demócratas a largo plazo es aumentar el salario mínimo a 15 dólares la hora, ampliar la licencia con goce de sueldo para los trabajadores e incrementar los créditos fiscales a las familias con niños. Este último punto facilitaría que las mujeres regresen a trabajar, lo que a su vez ayudaría a la economía a recuperarse.

Sin embargo, las perspectivas políticas para que la propuesta sea aprobada son inciertas.

En un comunicado conjunto, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el líder demócrata en el Senado, Chuck Schumer, elogiaron a Biden por incluir prioridades liberales, señalando que se movilizarían rápidamente para aprobar la iniciativa. Pero los demócratas tienen márgenes estrechos en ambas cámaras del Congreso, y los republicanos se opondrán a cuestiones que van desde aumentar el salario mínimo hasta proporcionar más dinero a los estados, al tiempo que exigirán que se incluyan sus prioridades, como una protección de responsabilidad civil para las empresas.

Ayudas anteriores

El Congreso de EEUU, con el respaldo del presidente Donald Trump, ha entregado más de 3 billones de dólares (3 Trillion dollars) para la recuperación económica del país, un respaldo financiero sin precedentes en la historia de Estados Unidos, que ha impulsado la rápida salida de la recesión en el país.

Los dos paquetes anteriores, adoptados por el poder judicial, han hecho dos pagos directos: uno de 1,200 dólares por contribuyente, más 500 dólares por niño y otro de 600 dólares, a finales de diciembre.

Medidas asumidas por la Reserva Federal y el Tesoro han permitido que la economía estadounidense no colapse. La Fed ha mantenido casi en cero las tasas de interés y ha inyectados cinco veces liquidez al sistema financiero estadounidense.

Las fuentes, que solicitaron el anonimato, también señalaron que el gobierno de Biden pediría aprobar un salario mínimo de 15 dólares la hora, un poco más del doble de lo que actualmente se paga a nivel federal. Este plan es ambicioso y casi imposible de ejecutar, opinaron algunos analistas.

Además, estas ayudas, presentadas como medidas de emergencia en un plan, se complementarán «en las próximas semanas» con un plan de inversiones orientado a la recuperación económica.

Con información de AFP

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.