Demi Moore y sus hijas comparten consejos de distancia social

Demi Moore y sus hijas comparten consejos de distancia social

Demi Moore y sus tres hijas, Rumer, de 31 años, Scout, de 28, y Tallulah, de 26, se sentaron juntas para responder preguntas en la página de Instagram de Tallulah sobre el coronavirus y cómo su familia estaba manejando la pandemia.

Cuando se le preguntó cómo se centraba el grupo al ver a las personas ignorar las reglas de distanciamiento social, Rumer dijo: «Creo que lo más importante que puedes hacer, en mi opinión, es liderar con el ejemplo. Ninguno de nosotros es capaz de cambiar su sistema de creencias o lo que ellos piensan».

Moore, de 57 años estuvo de acuerdo y dijo: «Creo que tu respuesta es adecuada, Ru, porque necesitas hacer lo que es correcto para ti, lo que sientes que es correcto».

«Algo que hacemos como familia es intentar lo mejor que podamos para reconocer que cualquiera que sea el camino de alguien será su camino», dijo Rumer. «A pesar de lo difícil que pueda ser, no me corresponde a mí controlar o decidir qué decides hacer, lo que cualquiera de mis amigos decida hacer».

«Solo puedo controlar lo que hago yo misma, y ​​aunque sea desgarrador mirar, a veces pienso que dejar de lado cualquier responsabilidad que tengas para tratar de arreglar o controlar la forma en que alguien se está moviendo a través de este proceso es lo que tienes que hacer» agregó.

Moore agregó que era importante reconocer el temor que conlleva ver que otros se burlan de quedarse en casa u órdenes de distanciamiento social.

«En primer lugar, saber que eso realmente da miedo porque se están poniendo en riesgo de contraer el virus y morir. Está bien sentirse asustado. Eso es bastante normal y no estamos solos», dijo Moore. 

Luego aportó algunas de las formas en que maneja su propio miedo.

«Creo que hacer pequeñas cosas como tomar esos momentos para hacer una meditación reflexiva, cualquier tipo de escritura, para sacar las emociones y calmar tus sentimientos de miedo o frustración», dijo. «Hacer ejercicio y dejarlo ir. Cada uno de nosotros tiene su propio viaje y no sabemos qué significa eso para otra persona».

Mientras Moore y sus tres hijas abordaron una pregunta difícil, el grupo se divirtió durante una sesión de preguntas y respuestas la semana pasada cuando respondieron qué tipo de ave serían.

La familia se ha quedado en casa junto con el ex marido de Moore, Bruce Willis, en Idaho, en la casa de la infancia en la que crecieron Rumer, Scout y Tallulah.

El grupo se divirtió en casa mientras se distanciaba socialmente, posando en pijamas verdes a rayas, haciendo música y pintando juntos.

Scout reveló la razón por la cual la esposa de su padre, Emma Heming Willis, y sus dos hijas pequeñas, Mabel, de ocho años, y Evelyn, de cinco, no estaban con ellas, explicando que su hermana menor había pisado accidentalmente una aguja y necesitaba quedarse en Los Ángeles mientras Heming Willis esperaba los resultados de su prueba.

En cuanto a lo que ha sido para ella y sus hermanas estar en el mismo techo con sus dos padres, Scout dijo que ha sido «divertido».

«Ha sido muy divertido tener a mis dos padres en la casa donde nos criaron, lo cual ha sido muy lindo», admitió Scout. «Ambos son padres adorables de los años 90, quienes decidieron criarnos en un pequeño pueblo y no estar en L.A. Ha sido muy lindo».

«También es un momento divino, de tener tanto tiempo para pasar el rato con ellos» agregó.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.