Desmienten desaparición de la muñeca diabólica Annabelle

Annabelle

El investigador y director de Warren Legacy, Chris McKinnell, desmintió la supuesta desaparición de la muñeca diabólica Annabelle del Museo Oculto de Warren, ubicado en Connecticut, Estados Unidos.

A través de la cuenta en Facebook Chris McKinnell y los archivos de Warren, dejó claro que la muñeca no «cobró vida y salió del museo».

«Hay rumores ridículos sobre Annabelle de que se escapó de su caja durante un intercambio de dinero y ya no está en el museo. ESTO NO ES CIERTO! Annabelle ha estado bloqueada de forma segura desde alrededor de 1975″, escribió Chris McKinnell.

Sin embargo, en el mensaje confirmó que la muñeca «se pone ocasionalmente en una caja de exhibición viajera para eventos especiales».

La publicación fue emitida luego de que se viralizara la supuesta desaparición de la muñeca que aterrorizó a miles y que inspiró a las películas El Conjuro, Annabelle I y II.

La historia de Annabelle se remonta a los años setenta, cuando fue obsequiada a una joven llamada Donna, de 18 años. La muñeca aparecía en otras posiciones, en lugares diferentes de la habitación y con mensajes escalofriantes.

Annabelle

Debido a ese y a otros extraños acontecimientos, la muñeca llegó a manos de Ed y Lorraine Warren, quienes investigaron el caso y llegaron a la conclusión de que el juguete tenía una presencia maligna. Luego, el matrimonio pidió a un religioso que realizara un exorcismo para limpiar la casa. Posterior a ello, los Warren se llevaron la muñeca a su museo y no se conocieron más sucesos extraños hasta la fecha.

La verdadera muñeca de Annabelle permanece encerrada en una caja de madera, sellada con un cristal con un cartel que advierte a los visitantes del supuesto peligro que encierra este simpático juguete.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.