Nueva York comienza a reabrir su economía mientras la OMS alerta que el virus empeora en el mundo

muertes
Foto: AFP

La ciudad de Nueva York, epicentro de la pandemia de coronavirus en Estados Unidos, comenzó a reabrir este lunes su golpeada economía luego de un confinamiento de tres meses, mientras la Organización Mundial de la Salud alertó que la situación por la pandemia está «empeorando» en el mundo.

La enfermedad covid-19, que ha dejado más de siete millones de infectados y 403.000 muertes en todo el planeta, se agrava en América Latina, según balance de la AFP, especialmente en Brasil, México y Perú, los países más afectados.

«Aunque la situación en Europa está mejorando, a nivel mundial está empeorando«, dijo el jefe de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en una videoconferencia de prensa desde Ginebra.

De acuerdo con el jefe de la OMS, el domingo se reportaron más de 136.000 nuevos casos, «el máximo en un solo día», la mayoría en América y el sur de Asia.

Unos 400.000 neoyorquinos regresaron a sus empleos este lunes, en el primer día de la reapertura parcial que permite el retorno de la construcción y la manufactura. Las tiendas pueden ahora hacer entregas en la calzada o dentro del comercio a clientes que hayan hecho compras en línea.

«Se siente bien regresar«, dijo a la AFP Michael Ostergren, gerente de la librería Shakespeare & Co. en el barrio Upper West Side de Manhattan, mientras los primeros clientes llegaban a recoger sus libros. «Todos quieren salir de casa», añadió.

«Hice las compras en línea, y vine a buscar mi pedido. Hoy Manhattan está más movido. Estoy más feliz«, dijo a la AFP, aunque lamentó que no todos lleven barbijo.

En el distrito de Queens, el metro en la hora pico estaba más lleno que de costumbre en estas últimas semanas.

«Casi me vuelvo loco con el confinamiento», dijo a la AFP Brandy Bligen, un pasajero de 70 años, que espera ansioso la llegada de la fase dos de reapertura que reabrirá restaurantes y peluquerías en 15 días, si los casos no aumentan.

Bares y restaurantes de Nueva York podrán abrir en la fase tres, pero teatros y museos recién en la última fase, posiblemente a fines de julio, y con capacidad reducida.

«Este es un momento triunfal para los neoyorquinos que lucharon contra esta enfermedad», dijo el alcalde Bill de Blasio a CNN.

Cientos de tiendas de la ciudad están aún tapiadas debido a los saqueos que tuvieron lugar durante las protestas contra el racismo y la brutalidad policial tras la muerte de George Floyd, un hombre negro, a manos de un policía blanco.

El toque de queda de una semana impuesto por el alcalde tras el saqueo de comercios culminó este lunes a las 05:00 am.

Temiendo una nueva ola de infecciones, el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, urgió a todos los manifestantes a que se sometan a un test de diagnóstico.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.