ASÍ ES | Ganar tiempo con la oposición

Carlos Núñez García
Carlos Núñez García

Por Carlos Núñez García

Los demonios electorales no descansan en Venezuela, y no por casualidad, cada vez que el gobierno se tambalea se multiplican las ganas de ser “el sucesor”. El juego del muñeco sin cabeza se convierte en el pasatiempo favorito de los opositores. Evidentemente las ojeras de Maduro nos confirman que no está cómodo con la situación, y su tarea más importante es liquidar cualquier opción contraria antes de un desenlace contrario, y una de ellas, por supuesto, es Juan Guaidó. Necesita que llegue urgente diciembre para poder convocar a elecciones parlamentarias, necesita tiempo.

En mi columna anterior señalé con preocupación que en medio de todos los falsos positivos que se han venido creando desde el régimen para: distraer, perseguir, sobrevivir, pero sobre todo porque necesitan ganar tiempo y que ya estamos en mayo. Los partidos de oposición que hacen vida parlamentaria, hasta hace unos meses atrás, estaban o aparentaban estar unidos en una misma causa, en una sola finalidad: despertar al país de la pesadilla. Sin embargo, hemos venido observando que cada quien con cada cual despertó su hambre presidencial sin importar que estemos dándole una mano a la sobrevivencia del régimen, sin importar el país! Y eso me lo confirma el hecho de que al día siguiente de publicada mi columna, Nicolás Maduro informa que existe una altísima posibilidad de hacer las elecciones parlamentarias a finales de año …¡Bingo! 

Atando cabos, me convenzo de que está bien concatenada la estrategia, una campaña feroz contra Guaidó -el enemigo de turno- con la colaboración de algunos agentes, y el silencio cómplice de algunos dirigentes opositores que seguramente tienen la promesa de que serán la “verdadera oposición”. 

Con esta idea en la cabeza, me puse en contacto con tres buenos amigos, analistas y políticos y les pregunté: ¿El gobierno está ganando tiempo con la oposición?

Francisco González, ex parlamentario, dirigente político, una persona que considero muy inteligente y seria, gran amigo me dice al respecto: “¿Si tú cuentas con el apoyo de Estados Unidos y 60 países más, por qué recurres a estos mecanismos tan endebles? Copiando esta pregunta tuya. Opino que aquí está la llave para abrir este candado. Me pregunta mucha gente mi opinión y lo primero que les digo es que tengo muy poca información de lo que ocurre internamente en lo profundo de los líderes de oposición. Así pues, lo que opino lo hago de buena fe y con la limitación de no estar metido en lo más interno de las decisiones que se toman en la oposición. Con esto en mente, yo me hago la misma pregunta a sabiendas de que si yo tengo un apoyo tal, cómo es posible creer que voy a respaldar una operación tan “balurda” como la que se vio en Macuto. A mi juicio ¡no puede existir tanta torpeza!

¿Por qué ayudan a ganar tiempo? Si no están ni siquiera seguros de que formarán parte de una nueva Asamblea Nacional, ¿qué impulsa a las fracciones parlamentarias a jugar al fracaso de Guaidó?, de verdad ¡no entiendo!”

Yo tampoco lo entiendo Kiko, ¿ser diputado de un país vacío de cuerpo y espíritu? ¿Ser precandidato presidencial en medio de tanta injusticia, hambre e incertidumbre? Y lo que es peor, sin el más mínimo chance de ser absolutamente nada. ¿Cuál será la verdadera razón para que de un tiempo a esta parte se juegue de esa manera con la opción construida hasta la fecha? Se habla de que líderes de AD y de Primero Justicia están reuniéndose a escondidas con miembros del gobierno. Quizás y especulando un poco, será que no soportan no ser los elegidos por Estados Unidos, no olvidemos que ambos partidos estuvieron su respectivo período en la presidencia del parlamento sin nada que mostrar. Gracias Kiko, amanecerá y veremos…

Hablé posteriormente con mi buen amigo Pedro Mena, también ex Diputado, abogado y gran dirigente en el exilio de la lucha por rescatar la democracia, y le pedí me hablara de la oposición, visto que ha ejercido cargos importantes de dirigencia política, lease la MUD en Miami, lo que me permite pensar que tiene contactos suficientes y comienza así: ”Hay que diferenciar entre la verdadera y genuina oposición representada en el G4 y sus aliados integrantes de la AN que es la reconocida por EEUU y 50 países. La otra es la que se debate entre sobrevivir o desaparecer, es la que negocia con Maduro sus cuotas existenciales de poder, esos no nos representan ni tienen ni partido fuertes, ni liderazgo nacional. Por esos hay que enfrentarlos como divisionistas y oportunistas de turno. Estos último trabajan para cohabitar con el régimen.”

Te interpreto Pedro y me imagino que estás hablando de Claudio Fermín, Henry Falcón, Felipe Mujica y Javier Bertucci. O los otros angelitos, encabezados por el flamante Diputado Parra. Allí le pregunté: ¿cuál crees que será el resultado?

“Hermano está claro. La balanza la inclina EEUU y la comunidad internacional, que reconoce a la genuina y es la que tiene votos y maquinaria política. Te advierto, el próximo candidato presidencial que no tenga el respaldo político de AD no gana elecciones. Es el único partido que tiene presencia nacional y maquinaria política. Ya tienen listos todos los miembros y testigos de mesa en todo el país. Dime ¿qué otro partido la posee?

Definitivamente esta afirmación, que es muy válida por cierto, me obliga a preguntar: ¿será por eso que Henry Ramos anda tan callado y asistiendo a reuniones por allá en La Lagunita?

Agradecido Pedro, suerte con el nuevo proyecto de la ‘Casa Venezuela’. Cuenta conmigo.

Quise increpar con este tema al CEO del Grupo Editorial ‘El Venezolano’, Oswaldo Muñoz, el cual por razones obvias, está bien conectado y por ende bien informado, y le pedí su análisis al respecto, muy amablemente y sin tardar me dijo como sigue:

“Pienso que quienes juegan a las elecciones son aquellos que consideran que las otras vías que hasta ahora se han implementado han fracasado y que no ven en la salida militar externa la solución, incluso no por no desearla sino porque, quienes pueden hacerlo hasta ahora no han demostrado serio interés sino pura retórica. Jhon Magdaleno destacado internacionalista afirma en un trabajo que más del 62% de las dictaduras han salido a través del voto y que del porcentaje restante (que han salido por la fuerza) más de la mitad son anteriores a la Segunda Guerra Mundial.”

No tuve opción sino de preguntar a Oswaldo los siguiente: ¿Ese juego de creer en elecciones no va en beneficio al régimen?

“Es posible que lo beneficie a corto tiempo, pero a la final hasta ahora se ha demostrado que lo planteado hasta ahora, no ha dado ningún resultado puntual, o sea la liberación de la dictadura.
Recientemente, muy recientemente tuvimos una experiencia que bien valdría la pena mencionar, y fueron las elecciones de Bolivia, con unos veedores internacionales calificados (OEA) lograron declarar el fraude y obligaron la renuncia de Evo Morales, lo que significa que con testigos internacionales calificados eso puede lograrse. Otro caso, no tan reciente (pero válido también) las elecciones parlamentarias de 2015 con todo y un CNE parcializado y controlado por la dictadura pudimos ganarles, ahora bien si tenemos unas condiciones electorales normales (vale decir nuevos rectores, nuevo padrón electoral y testigos calificados) podemos con toda seguridad derrotarlos.”

Obligatoriamente debo decir que tengo la impresión de que este régimen está dentro del 38% restante del estudio del Dr. Magdaleno o sea, de los que no salen con elecciones “normales”, porque cuando ponemos esa condición previa, sabemos con sobrados argumentos que cumplir con esos pasos de nuevos rectores, rehacer el padrón electoral y testigos calificados como veedores del proceso es casi imposible. Primero se entregan en La Haya antes de aceptar ese “detalle” de contarse pura y libremente. Si eso es lo que se ha pretendido hacer desde que Chávez comenzó con la treta.

Oswaldo muy agradecido, sé que puedo contar contigo.

Mi conclusión

El régimen muy hábilmente ha logrado penetrar todos los estratos del país, y el político es sin duda uno de ellos. Jaime Lusinchi alguna vez le escuché decir: “todo el que respira…aspira,” cuando le preguntaron por su reelección –ni se pensaba en Hugo Chávez-.

Es absolutamente normal y entendible que cualquier político se plantee ser candidato para un cargo de elección popular, pero ese no es el tema. El meollo del asunto estriba en que debes hacerlo cuando las condiciones estén planteadas en un escenario electoral idóneo, y por encima de todo, cuando no le causes un daño a terceros, máxime si ese tercero es el país mismo.

El gobierno necesita tiempo, echa mano a lo que sea para comprarlo, hasta la cuarentena del coronavirus lo utiliza en ese sentido. Necesita llegar a realizar las elecciones y necesita aliados comprables.

Cómo puede político alguno pensar participar en elecciones parlamentarias en esas condiciones tan tristes y paupérrimas. Acaso no se ha demostrado hasta el asombro que no creen en absolutamente nada con tal y permanecer en el poder. ¿Acaso no son capaces de saquear al país, narcotraficar, mentir, crear y mantener matones como política de estado?…¡No les importa nada! Por Dios, entonces cómo pueden prestarse a una jugada tan vil, por el solo hecho de querer seguir siendo la cola del ratón, ni siquiera de león. ¿Cómo puede ser más importante la pelea generacional de Capriles con Leopoldo o de Henry Ramos en su último chance por edad, que los millones de venezolanos que están a punto de explotar por hambre y tanta decidía?

¿Cómo puede ponerse a un lado la gesta realizada en los últimos 14 meses, donde se logró descubrir al  mundo de que se trata el verdadero problema que hoy vivimos? Diría mi hija: “es muy triste”. ¿Será que el egoísmo o los intereses personales –incluyendo económicos- los tiene tan ciegos que prefieren seguir conviviendo con el régimen? ¿Será que, al igual que los Chavistas, les da miedo esperar a que haya elecciones “normales” porque les pasará factura la historia? ¿Será que los Estados Unidos les descubrió “cositas” extrañas en sus actuaciones por lo que no los aceptaron ni los escogieron y ellos lo saben por “datos” que les da el mismo Maduro para manipularlos?

Estoy convencido, que si todo esto es cierto, la purga será maravillosa. Ni la historia ni el pueblo se los perdonará.

¿Usted qué opina?

2 COMENTARIOS

  1. MI PROFESOR….. SU ARTICULO ESTA MUY BUENO… PERO COMO SABES SOY MUY RADICAL…PARA MI ES BLANCO O NEGRO …POR LO TANTO PARA MI, TODA LA OPOSICION ESTA COHABITANDO CON EL GBRNO Y MADURO A SU VEZ NECESITA A LA OPSICION…. GUAIDO TIENE TODO EL PODER DEL MUNDO PARA SALIR DE ESTOS BANDIDOS, PERO SE LE CAYERON LOS PANTALONES CUADO EMPEZARON A APARECER LOS MUCHACHOS Q SE ESTABAN PREPARANDO EN COLOMBIA… ALCALA LOS ENTREGO A MADURO..

    PORQUE SE LES CAYO A GUAIDO LOS PANTALONES??? MUY SENCILLO, NO TUVO LOS TRSTICULOS PARA RECONOCER QUE FIRMO EL CONTRATO CON SILVERCORP, Y LE HECHO EL MUERTO A VERGARA Y RENDON… AUNQUE NO LO CREAS, LOS EEUU ESPERABAN OTRA RESPUESTA DE EL…SI EL LO HUBIESE RECONOCIDO, EN ESTE MOMENTO LA SITUACION SERIA OTRA….

    ESO RENUNCIE A LA CAUSA, Y ME DA DOLOR A LOS 8 VENEZOLANOS QUE MASACRARON EN MACUTO…PIENSA, SON PARTE DE NOSOTROS.

    HASTA PIENSO QUE ES MEJOR QUE HAGAN ELECCIONES Y SAQUEN AL TONTO DE GUAIDO…. QUE SUS AMIGUITOS LESTER TOLEDO LE TIENE GUARDADO SU BUENA TAJADA, SI YA NO LO TIENE YA!!!!

    MANANA ES OTRO DIA, Y VEREMOS

  2. MUY BUEN COMENTARIO, PERO SIENDO YO TAN RADICAL, CONSIDERO QUE TODOS, DENTRO DE LA OPOSICION, COHABITAN CON EL GOBIERNO DE MADURO Y EL NECESITA DE UNA OPOSICION ASI. LAMENTABLEMENTE EN UNA SOCIEDAD DE COMPLICES, VENEZUELA NO TIENE FUTURO

Deja un comentario