10 beneficios del café que quizás no conocías

Durante años nos han dicho que el café es dañino para la salud. Sin embargo, sus beneficios se han confirmado en estudios científicos de todo el mundo en la última década.

Es importante precisar dos aspectos esenciales para obtener estos beneficios para la salud: la calidad y la cantidad del consumo. El café en granos o molido es por lo general mucho mejor que el café instantáneo, ya que este último atraviesa un proceso industrial que incluye conservantes que afectan los componentes aromáticos y nutricionales. Y se suele hacer con mezclas de cafés de menor calidad para conseguir un precio mucho más popular.

El doctor Marcelo Halac, cardiólogo italiano, recomienda que no sean más de 3 a 4 tazas diarias. «Digamos, una por cada una de las cuatro comidas del día. El consumo excesivo de cualquier sustancia que estimula el sistema nervioso como el café se vuelve perjudicial», advierte.

El siguiente es un listado con los beneficios para la salud más comprobados que genera tomar café, recopilado por Clarín:

  1. Combate el envejecimiento prematuro
    Al ser rico en antioxidantes, el café combate el envejecimiento. Los antioxidantes protegen al organismo del daño de degeneración de células que producen las moléculas llamadas radicales libres. El café llega a triplicar el poder antioxidante del té verde o el vino tinto.
  2. Disminuye el riesgo de padecer un ACV o una cardiopatía
    La cafeína tiene un efecto vasodilatador, que provoca que la sangre corra más fluidamente por el cuerpo. El café no aumenta el ritmo cardíaco, tampoco aumenta significativamente la presión, y disminuye la probabilidad de padecer ataques cerebrovasculares o insuficiencias cardíacas.
  3. Es una fuente de energía positiva
    La cafeína estimula la transmisión de los impulsos nerviosos, mejora el estado de alerta, aumenta la memoria de corto plazo, la coordinación y la capacidad de concentración. También favorece el vigor y la rapidez física. Y mejora la motivación y los estados de ánimo en quienes la consumen.

  1. Baja la probabilidad de desarrollar diabetes tipo 2
    La diabetes tipo 2 es la más común y se produce cuando el cuerpo no produce la insulina necesaria o las células no hacen uso de la insulina. Distintas investigaciones han comprobado que el café disminuye entre 25 y 50% las probabilidades de desarrollar esta diabetes. Se cree que se debe a los factores antioxidantes del café, sus efectos antiinflamatorios y termogénicos y a la modulación de la diversidad microbiana que provoca.
  2. Mejora los síntomas del asma
    Al dilatar los bronquios, el buen café ayuda a combatir la crisis de asma y otras alergias usuales. La cafeína está compuesta pos sustancias similares químicamente a la teofilina, compuesto habitual en los medicamentos indicados para curar el asma. La cafeína es usada como una sustancia activa en muchos fármacos para las afecciones respiratorias.

  1. Retrasa la aparición del Alzheimer
    Desde hace más de 10 años se están realizando notables estudios en varios países sobre cómo el café retrasa los efectos de enfermedades neurodegenerativas. Se ha logrado detectar que los efectos surgen de un grupo de compuestos que nacen en el proceso de tostado de los granos de café, llamados fenilindanos. Además de que reducirían los riesgos del Alzheimer, se cree que también pueden funcionar como inhibidores del mal de Parkinson.
  2. Combate la celulitis
    La cafeína es usada en muchísimas cremas y otros productos anti-celulitis, ya que ayuda a reactivar la circulación, a quemar las grasas y a erradicar el líquido seroso que se instala en tejidos musculares.
  3. Ayuda a disminuir el dolor de cabeza
    El café dilata los vasos sanguíneos del cerebro, donde se produce la tensión que general el dolor de cabeza. Al dilatar los vasos, disminuye el dolor y puede hacerlo desaparecer.
  4. Mejora el rendimiento deportivo
    El café es una gran estimulante también para empezar las rutinas físicas cada día. Predispone al esfuerzo y mejora el rendimiento. El café aumenta la capacidad muscular y favorece una mayor contracción de los músculos esqueléticos. Eleva claramente la predisposición a la hora de iniciar la actividad física. La cafeína aumenta el número de ácidos grasos en la sangre lo que permite que los músculos absorban y quemen esas grasas como combustible, guardando para esfuerzos posteriores las pequeñas reservas de carbohidratos del cuerpo.
  5. Es un exfoliante de la piel
    Hay jabones que se realizan a base de café. Su textura es especial para suavizar zonas ásperas de la piel, a la que ayuda a tonificar y darle más firmeza por su acción desintoxicante.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.